En un agujero en el suelo, vivía un hobbit….

portada-el-hobbitEl leer simplemente estas nueve palabras me intrigó de una manera espectacular. Todo comenzó una noche, la ansiada Noche de Reyes. Llevaba un año esperando a que llegara esa noche para poder conseguir el nuevo libro de Gerónimo Stilton y debajo de mi cama había un paquetito cuadrado que tenía toda la pinta de ser mi ansiado libro. Rápidamente rasgué el envoltorio y me llevé una gran desilusión. No era mi libro. Para cualquier niño o niña de diez años tener un regalo por Reyes es genial, pero no es tan genial si no es lo que habías pedido. Bueno, me encontré un libro de cubiertas negras, en unas grandes letras doradas ponía el título “El hobbit”. ¿Que era un hobbit? ¿Dónde estaba mi libro de Geronimo Stilton? Estaba muy triste, ¿me había portado mal ese año? Por suerte mi abuelita llamó a casa y me dijo que habían dejado allí el libro que yo había pedido. El libro de “El hobbit” quedó relegado a un segundo plano hasta que me olvidé de él. Sigue leyendo

Anuncios